Wednesday, 30 July 2014

Pata chula

Hace unos días tuvimos que ir con Víctor por primera vez a urgencias porque se levantó cojeando y no mejoraba. Salimos de allí con la pata chula y tal que así:


Diagnóstico: fisura en el tobillo (como no para quieto, a saber cómo o cuándo se la hizo)

Remedio: inmovilización con escayola

Conversación con la médico:


A su favor tengo que decir que, aunque el pobre no puede hacer nada de lo que de verdad le gusta, léase, correr, saltar, andar con la moto, jugar con la arena y jugar con el agua, lo está llevando bastante mejor de lo que pensábamos, está contento y ya no nos pide todo el rato que le quitemos ese "zapato" :))
Está claro que los niños son de otra pasta.

***********
Victor has got a cast on his leg. It's nothing really serious, a small fracture in the ankle, or so it seems. When we heard he had to have it on for two weeks (!!) we almost had a heart attack thinking how we would survive but, truth be told, it hasn't been as bad as we imagined.

Sunday, 13 July 2014

De las vacaciones

Esto es un clásico, lo sé, pero lo increíble es que este año en teoría lo teníamos fácil: una semana en un apartamento enfrente de la playa y con acceso a una piscinita para niños y, así y todo, tener esta conversación al volver:
La razón: muchas noches toledanas consecutivas, poco dormir y mucho discutir (sobre todo con el canijo). 
Sólo me queda una cosa por añadir ¡viva la rutina!

******
This is a classic line, I know, but we're happy we travelled at the beginning of our holidays, because now we still have days off to recover from them :S

Friday, 23 May 2014

Chicho

Cuando me preguntaba cómo empezaría Víctor a decir su nombre, se me ocurrían mil formas pero la verdad es que esta nunca entró en las quinielas.
Me da risa y ternura a la vez y, por supuesto, no puedo dejar de pensar en Chicho Terremoto XD

******
Victor has started saying his name although the pronunciation is still far from reality :D

Monday, 12 May 2014

Unas recomendaciones y un sorteo

Hace casi un año que colaboro con Nonabox porque es una empresa que me gusta desde hace mucho tiempo. Ellos me mandan una caja genérica de productos para niños hasta dos años (por genérica entiéndase una caja no pensada para Víctor en concreto, por eso a veces traía horquillas y cosas del embarazo) y nosotros los probamos. Nunca he tenido queja, la verdad es que son todos productos de calidad pero, ay, Víctor crece, y cada vez es más difícil probar la mayoría de lo que mandan. Es más, nuestros productos favoritos de estos últimos dos meses han sido....


Pues sí, vino y chocolate, que en Nonabox también se acuerdan de los papás :) Las cosas para niños a Víctor le quedaban ya pequeñas y no hemos podido probar nada nosotros así que he decidido, por coherencia, terminar esta colaboración tan chula.

Aquí dejo una recapitulación de los mejores descubrimientos que hemos hecho gracias a las cajitas. Pongo los cinco mejores para no dar la brasa pero me salía una lista más larga.

Y para celebrar este final como se merece se me ha ocurrido sortear la última caja que he recibido :D

La caja trae una lámina de Project Party, una crema bálsamo de Mustela, unos pañales de BioBaby talla 4, una muestra de leche de continuación 2 de Puleva, una barra para los chichones de Calmatopic (estas barras son como cosa de magia para los chichonacos, aunque ésta no la he probado), un chupete de Nuk, una vela de Petite Reunion y una gasa de Charlotte Home. Para ver más detalles de cada cosa, aquí.

Para participar solo tenéis que apuntaros en este formulario (sorteo cerrado) y decirme, que yo no tengo mucha idea, cuál es el producto estrella que usáis con vuestro pichón: esa crema mágica, ese biberón fabuloso, esos potitos que le conquistan o lo que sea que le deja con las canillas temblando de la emoción.

Os podéis apuntar hasta el sábado 17 de mayo, haré el sorteo este domingo 18. Sintiéndolo mucho, y por escasez de presupuesto, esta vez el sorteo es sólo para gente con una dirección de envío en la Península.

Ahora me voy a dormir, con mi spray de la alergia y mi stick para los mosquitos de Chicco en la mesita. Y es que con estos primeros calores ya han venido los malditos mosquitos y sospecho que lo han hecho para quedarse...




El baile del mosquito :S


******
Edito el 18 de mayo: Participantes del sorteo y resultado ¡Felicidades, Nerea!
Aquí está la foto que me envió que da fe de que llegó su cajita :)


******
I have decided to stop reviewing the Nonabox boxes since they are meant for children up to 2 years old and it's really hard for us to test their products now that Victor is a bit over 2 years old. To celebrate the end of this fantastic partnership, I'm giving away this month's box.

Sunday, 4 May 2014

#Malasmadres

Para ser sincera y como ya dije una vez, yo de madre nunca me vi entre otras cosas porque no sé bien cómo tratar a los niños. Me parecen pequeños seres escrutadores de karmas ajenos que te calan enseguida y, a mí, estar con alguien tan pequeño y a la vez tan listo se me hace raro.

Una vez estando embarazada me dijeron que "la maternidad es una de las pocas cosas de la vida que merece la pena vivir". "Pues como sea igual de fabulosa que el embarazo, voy fresca", pensé yo para mí (que estas cosas una aprende pronto que no se pueden decir en alto, por mucho que no hayas tenido un embarazo precisamente "rosa"). El tiempo pasó, llegó Víctor, nos caímos bien y sí, ahora suscribo la frase de arriba, merece la pena.

Ahora bien, en esto de la maternidad cada una hace lo que puede. Por un lado está la vida que ya bastante complicada es y por otro está el mundo en general. Y es que la gente juzga enseguida, todo el mundo cree estar en posesión de la verdad y siempre la que no tienes ni idea eres tú, aunque seas la persona que más tiempo pasa con el niño. Cuando no consigues que tu hijo coma verduras ni pescado, cuando al inicio de la lactancia, agotada, pides que te expliquen cómo es eso de sacarse la leche para que se la dé su padre y poder dormir alguna vez 3 o 4 horas del tirón, y cuando tantas otras cosas, la respuesta usual suelen ser cejas que se alzan y arquean y miradas de "¡Menuda madre! Pffff...". Y al final consiguen que aparezca la maldita culpa ¡argh!

Por eso leer a las #malasmadres que se ríen de sus supuestos "fallos" es liberador.  Por fin un sitio donde poder decir en voz alta y sin que te miren mal cosas como:


Gracias, Montepinos, por tener tienda en mi barrio.

O donde poder contar tus fracasos en tu afán de buscar nuevos recursos para que tu hijo coma verduras (sabes que a tu madre o a tu suegra esto no les habría pasado).





Y mientras yo espero a que mi amado Montepinos traiga un día coliflor frita rebozada ya hecha que yo pueda comprar para ver si así Víctor come algo de verdura, os animo a que os echéis unas risas con las #malasmadres, con sus tips (mi favorito es éste, cómo no podía ser de otra manera), y con el diario de mala madre de Laura que está en los orígenes de todo esto.

Gracias a ella y a Vero por su trabajo y por traernos vientos de cambio. El día 24 por la noche, mientras Víctor duerme y el papabolas ve el fútbol en la tele, estaré con ellas y con otras muchas en La Party. Y no sé si acabaré en Cibeles, en Neptuno o en la cama a las doce como Cenicienta, que ya tengo visto que una no está para trotes, pero malamadrearé seguro.

¡Feliz día a todas las madres! :)

********
I never thought I would be a mom. Then Victor arrived and obviously the picture changed. But motherhood has proved to be a difficult road because life itself is complicated and because people don't make it any easier with their constant judging. That's why reading about the malasmadres (bad mothers) and their "faults" is so liberating. Finally we, normal people, normal moms, have a place where we can talk and laugh about the diffilculties of motherhood.

Wednesday, 30 April 2014

De naranjas

Hoy traigo un post marujil con una recomendación para los que les guste el zumo de naranja bien rico.

Todo empezó hace cuatro o cinco años cuando Brigitta, una compañera de trabajo alemana que me debió de ver hambrienta una noche al salir de trabajar, me invitó a una mandarina.
Y tenía razón, estaba buenísima y eso que, efectivamente, yo no soy de mandarinas. Me hice una nota mental para investigar eso de que las pedía por Internet y de que se las traían de Valencia porque "las de aquí no saben a nada y ya estoy harta de tirar el dinero".

Esa nota mental quedó archivada (muuuucho tiempo) hasta que hace unos tres meses íbamos Víctor y yo corriendo por Puerta de Alcalá de buena mañana con la hora, y casi hasta la legaña, pegada y nos abordó un chico con mochila y un montón de papelitos en la mano.


El papelito estuvo unas semanas olvidado en mi mesa hasta que un día, harta de que mis naranjas y las mandarinas de Víctor compradas a precio de pelo de conejo no supieran a mucho y de que siempre le saliera moho a alguna, me metí en la web del papelito: Naranjas del Sol. Y empecé a leer sobre las variedades de mandarinas y a buscar en Google y acabé en Naranjas Senent, otra web parecida. Allí vendían 10 kilos de naranjas de zumo a un precio muy interesante así que hice un pedido para probar.

Exitazo TOTAL.

Estuve una semana entera dando la turra a todo el mundo con las naranjas. Hasta hice fotos de lo impresionada que me quedé.


La naranja pequeña es la de la frutería (que me las vende a precio de oro por ser "las mejores") y la grande la de Naranjas Senent. La otra es del zumo que sale con cada una o_O La última es la caja de los diez kilos.

Desde entonces ya no compro naranjas en la frutería, solo directamente del productor, y es que encima están buenísimas. Víctor se ha hecho adicto al zumo también :)


Añado otros datos prácticos por si a alguien le interesa:

- entre Víctor y yo nos terminamos los diez kilos en dos-tres semanas (a razón de dos-tres naranjas al día en total).

- el que de momento no se haya puesto ninguna pocha demuestra posiblemente que lo que pone la web de que las recogen el mismo día del envío es cierto.

- no las guardo en nevera (obviamente no me caben), las tengo en el tendedero al aire libre.

- lo ideal sería encontrar algún vecino para hacer un pedido conjunto, a más cantidad más barato, pero de momento no es mi caso.

Ya me contaréis que os parece a vosotros si alguien más se anima a hacer un pedido. Y por si alguno se lo pregunta, no, no me han pedido que escriba de esto ni me han mandado un extra de naranjas, jajaja. Lo hago porque sigo flipando con los dos vasos de zumo de la foto o_O

**********
Buying oranges online at Naranjas Senent has proved to be a real success. I share my experience in this post in case someone else is as fond of orange juice as we are :)

Wednesday, 23 April 2014

Receta para ser una bloguera feliz

Últimamente me han llegado unos cuantos mensajes de gente que no conozco del tipo "me acabo de hacer seguidor/a tuyo, si quieres también puedes seguirme a mí" o "si me mandas gratis las cosas que haces les doy difusión en mi grupo de blogs" o "si quieres le doy a me gusta en tu blog/post/lo que sea y luego tú le puedes dar al mío" y a mí ese pedir y coleccionar seguidores y demás no me gusta un pelo. Por eso voy a dejar aquí mi receta para ser una bloguera feliz, para que todos los que me mandan esos mensajes se abstengan de hacerlo en el futuro. Y si a alguien se le ocurre, le remitiré a este post y que me dejen tranquila.


1- No me obsesionan los números, ni de seguidores, ni de me gusta, ni de visitas. Si están, bienvenidos sean, claro que sí, igual que los comentarios, que siempre me hacen muchísima ilusión y trato de contestar rápido, pero para ser honesta, los únicos números que a día de hoy me afectan al sueño son los de las facturas...  
2 - Escribo solo de lo que me gusta, me interesa o, en mi caso, quiero recordar.

3 - Hago posts cuando tengo algo que contar y cuando buenamente puedo. Es así de sencillo y lo tengo asumido. Soy un espíritu libre de la actualización :)

Y después de este minitratado filosófico sobre el blog y sobre mí espero no volver a recibir mensajes de compra-venta de seguidores, colección de "me gusta" o similares. ¿Cómo respondéis vosotros a esos mensajes?

*******
In the past few months I've received messages from people I don't know asking me to follow their blog in return for them being a follower of mine or something similar. I don't like them at all but they have led me to think on my own recipe for being a happy blogger. Here it is: 1- I don't get obsessed with blog numbers, the only numbers that stress me today are the ones in my bills. 2 - I write about what I like or I find interesting. 3 - I update the blog when I have something to tell (or simply when I have the time). What about you? How do you reply to those messages?